¿Qué es el cerebro? La parte más grande del encéfalo, explicada

la parte más grande del encéfalo

El cerebro es la región más grande y más avanzada del encéfalo humano.

Aunque esta parte del encéfalo está asociada primariamente con el pensamiento, también nos ayuda a procesar la información sensorial. Cuando metes tu mano en tu bolsillo para agarrar cambio, es el cerebro el que te permite saber qué tipos de monedas estás tocando y el saber diferenciarlas sin tener que verlas.

En este artículo analizaremos las principales características y funciones del cerebro.

¿Dónde está localizado el cerebro?


El cerebro ocupa la totalidad de la porción superior del encéfalo. Con forma de melón cantalupo y localizado por arriba del cerebelo, esta región representa el 85% del peso total del encéfalo. También alberga hasta un 20% de todas las neuronas.

Consiste de los hemisferios cerebrales derecho e izquierdo. Cada hemisferio está a cargo del lado opuesto del cuerpo. Esto significa que el hemisferio izquierdo coordina el lado derecho del cuerpo, mientras que el hemisferio derecho controla el lado izquierdo.

Los dos hemisferios están unidos por un grueso conjunto de fibras nerviosas llamadas el cuerpo calloso. Esta estructura transmite mensajes entre los hemisferios, permitiendo una comunicación ininterrumpida en todo el cerebro.

Como regla, el cerebro se desarrolla al último en el embrión humano durante la segunda etapa del desarrollo del sistema nervioso central. De hecho, es la parte más altamente desarrollada del encéfalo humano.


la parte más grande del encéfalo

¿Cuál es la función del cerebro en el encéfalo?


El cerebro es la parte del encéfalo responsable del pensamiento, el aprendizaje y el razonamiento.

También está a cargo de las funciones encefálicas superiores, incluidas el aprendizaje del lenguaje y el entendimiento, la organización y planeación, así como también la interpretación y procesamiento de la información sensorial.

En conjunto con el sistema límbico, ciertas áreas del cerebro también están a cargo de las emociones. Estas van desde el amor y la felicidad hasta el temor y la ira. Aún más, el cerebro también te permite manejar tu ira en tiempo real.

Como puedes ver, la superficie del cerebro está cubierta por la corteza cerebral, una delgada capa de materia gris que nos permite razonar y controlar nuestros impulsos. Cada vez que sentimos una oleada de ira, podemos instruir a nuestro encéfalo a evaluarla y determinar si deberíamos actuar con ese impulso o cambiar nuestra reacción.

Para hacer esto efectivamente, sin embargo, necesitas ejercitar tu encéfalo. Como explica Jim Kwik, Autor del Desafío de «Supercerebro» de Mindvalley:

“No se trata de inteligencia, se trata de estar en buena condición mental.” 

¿El cerebro controla la memoria?

Además de estas funciones, el cerebro también controla tu memoria.

Específicamente, la corteza cerebral juega un rol vital en el desarrollo y procesamiento tanto de la memoria a corto plazo como de la a largo plazo. El cerebro también combina eventos con la información sensorial tales como objetos y rostros para asegurarse de que se guarden apropiadamente en tu memoria a largo plazo.

El hipocampo, otra parte del cerebro, ayuda a traducir la memoria a corto plazo en una a largo plazo. Además, esta área del cerebro también dispara el crecimiento de nuevas neuronas que permiten que el encéfalo conserve mejor estos recuerdos.

Finalmente, los ganglios basales que están justo en el centro del cerebro ayudan a formar y recuperar la memoria procedural. Esta es un tipo de memoria a largo plazo que explica cómo realizar ciertas tareas y acciones.

Cuando aprendes a atar las agujetas de tus zapatos, tocar un instrumento o andar en bicicleta, toda esa información es guardada en tu memoria procedural. Los ganglios basales ayudan a asegurar que no olvides cualquiera de las habilidades y acciones que has aprendido previamente.

¿Cómo se llaman los surcos del cerebro?


Si alguna vez has visto un modelo en 3D del encéfalo humano, te has de haber dado cuenta que la superficie del cerebro está cubierta con surcos y circunvoluciones (rugosidades). Los surcos se llaman sulci (palabra latina en plural de sulcus, o sea, cisura, o más comúnmente, surcos) y las circunvoluciones se llaman gyri (palabra latina en plural de gyrus).

Tanto los sulci como los gyri sirven a un propósito – expandir la superficie del área del encéfalo para poder alojar más neuronas. Esto, en cambio, mejora la capacidad cognitiva del encéfalo a pesar de la limitación en tamaño e ilustra precisamente cuán adaptable es este órgano verdaderamente.

La palabra final

El encéfalo humano es una de las estructuras más complejas y fascinantes en el mundo. Para poder usar tu encéfalo a su máximo potencial, necesitas ejercitarlo como lo harías con cualquier otro músculo en tu cuerpo. El aprendizaje a todo lo largo de la vida, una nutrición adecuada y la actividad física son sólo algunos de los métodos comprobados para estimular tu poder encefálico. 

[embedit snippet=»sb-new-theme»]

¿Cómo ejercitas tu encéfalo (cerebro)? ¡Compártelo en los comentarios de abajo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *